Make your own free website on Tripod.com

Sepherim no es un tecnomante normal como los otros. Pertenece a un pequeño grupo de nuevos tecnomantes más íntimamente ligado a la Matriz, que el Espejo ha bautizado como Nexos. No es que sean otakus, pues no tienen esos poderes, pero sus capacidades especiales en el mundo virtual son innegables. 

Los Nexos son capaces de hacer tres cosas, aunque ninguno ha llegado a dominarlas ni siquiera un poquito (salvo Gladius, el nexo descubierto por El Espejo).

Primero de todo, son capaces de dar autonomía a hardware y a software. Pueden establecer un nexo muy cercano con el terminal que usan, lo que le permite reaccionar antes (de hecho, a Sepherim el terminal se le encendió un poco antes de que le diese al botón en una ocasión). Además, y más importante, son capaces de otorgar inteligencia a un programa, creando una IA de la nada. Así, Ángel Oscuro, el icono de Sepherim va consiguiendo poco a poco autonomía, y llegará el día en que incluso sea capaz de pensar por si sólo (aunque estas IA siguen sujetas a la voluntad del nexo que las creó, pueden pelear contra cualquier otro usuario de su terminal).

Además, pueden dar consistencia a la Matriz, más allá del mundo virtual. Así, los nexos son capaces de crear nodos UV o hacer que un programa de ataque normal haga daño al tecnomante del otro lado como si se tratase de un Martillo Negro.

Lo que Sepherim no sabe de su vida:

Dominant fue el primero en darse cuenta de que Sepherim no era un tecnomante normal y corriente. Era capaz de aorender a una velocidad increíble y superaba retos que ningún otro novato salvaba.

Sin embargo, pensó que se trataba de alguna virtud innata del elfo con la Matriz, lo que le llevó a dedicarles muchos más esfuerzos a entrenarlo.

Luego ocurrió que Sepherim, en una de sus correrías, se topó con uno de los tecnomantes de Lowfyr. El tecnomante quedó impresionado y lo comentó con sus superiores, que enviaron gente a investigar al tecnomante, topándose con que se trataba de un novato.

Lowfyr se interesó por el tema e investigó más de cerca el asunto. Sin embargo, a medida que Sepherim crecía, sus poderes se iban ocultando en su subconsciente dado que su mente racional se negaba a asimilar sus capacidades especiales. 

Así, ocurrió que llegó a oídos de Lowfyr que sus enemigos del Espejo tenían una sede en San Francisco y que habían conseguido una información muy interesante sobre tecnomantes y otakus.

El dragón contrató al equipo de Dominant para que se encargaran de recuperar la información. El equipo entró y todo estaba saliendo a pedir de boca hasta que llegó el momento de salir. Sin embargo, la emboscada estaba terminada.
Con varios compañeros muertos o heridos, el grupo se introdujo en una sala blindada a la espera de que el enemigo lanzase un ataque final.
Mientras esperaban, Dominant comprobó el archivo que habían robado y por el que iban a morir todos y se topó con información de Espejismo sobre un tecnomante que habían encontrado y que había demostrado unas facultades increíbles en la Matriz. El sujeto, llamado Gladius, fue nombrado nexo y sus habilidades sometidas a examen antes de enviarlo a Moonlight.

Aquellos datos coincidían con lo que Dominant había visto hacer a Sepherim cuando era más pequeño. Así pues, pensando que no había sido una muerte en vano, envió los datos al terminal del tecnomante vía satélite.

En ese momento, el ataque se produjo y, aunque los atacantes fueron rechazados, Dominant y otro compañero fueron muertos. El padre adoptivo de Sepherim le llamó para decirle que huyese.

En ese mismo momento, un tecnomante del Espejo terminó de detener el archivo que Dominant había mandado a su pupilo y rastreó la localización a la que iba dirigido. Así pues, un equipo de asalto se presentó en la casa, pero el elfo ya había huido por el techo. Nunca llegaría a saber que le habían intentado enviar un archivo de esa importancia.